No realizar un nuevo pedido desde su país. United States

ACEITES VEGETALES Y ESENCIALES BIO - PUREZA 100%

El término "aceite vegetal" puede referirse a los aceites vegetales que son líquidos a temperatura ambiente, o definidos ampliamente sin tener en cuenta el estado de la materia de la sustancia a una temperatura dada.​ Por esta razón, los aceites vegetales que son sólidos a temperatura ambiente a veces se llaman grasas vegetales.  Aunque muchas p...

El término "aceite vegetal" puede referirse a los aceites vegetales que son líquidos a temperatura ambiente, o definidos ampliamente sin tener en cuenta el estado de la materia de la sustancia a una temperatura dada.​ Por esta razón, los aceites vegetales que son sólidos a temperatura ambiente a veces se llaman grasas vegetales.  Aunque muchas partes de la planta pueden producir aceite, en la práctica comercial, los aceites vegetales se extraen de las semillas oleaginosas de frutas y pepitas.

Son ricos en vitaminas, minerales y ácidos grasos poliinsaturados que suponen un extraordinario aporte de nutrientes en la piel. Los aceites vegetales han sido utilizados a lo largo de la historia de la humanidad, no solo por su aporte nutricional en la dieta sino también, por sus propiedades para mantener la piel en buen estado y prevenir su envejecimiento prematuro gracias a sus cualidades excepcionales para hidratar, nutrir y regenerar la piel.

Las ventajas de utilizar los aceites vegetales como productos de hidratación y nutrición son muchas, y no hace falta mucho tiempo para observar resultados evidentes. Se trata de sustancias ricas en nutrientes imprescindibles para la piel y la regeneración celular.

Los aceites vegetales son una extraordinaria alternativa a las sustancias químicas y proporcionan a la piel los nutrientes necesarios para mantenerla en un estado vital y saludable.

Los Aceites Esenciales son tan antiguos como las primeras civilizaciones: se cree que los egipcios ya usaban aceites esenciales con fines cosméticos, medicinales y religiosos. El médico más conocido de todos los tiempos. Hipócrates, trataba a sus pacientes con aceites esenciales. Así que aunque el mundo del yoga les ofrezca hoy protagonismo y alabanzas, ya hace miles de años que son de uso extendido.

Los aceites esenciales son sustancias muy concentradas que se usan en cantidades pequeñas y que en altas cantidades y sin diluir pueden resultar tóxicos. Su uso más generalizado es como aroma ambiental y alimentario.

En líneas generales, y gracias a su compleja composición molecular, todos los aceites esenciales son, en mayor o menor grado antibióticos, regeneradores celulares, antisépticos, inmunoestimuladores, antivíricos, antiinflamatorios, y mejoran la circulación sanguínea y linfática.

Caracterizados por su potente fragancia, se extraen de flores, hojas, resinas, frutas o raíces y, al ser muy volátiles, para conservarlas bien hay que guardarlas en un frasco opaco y un lugar fresco.

Es importante señalar que la mayor parte de los aceites esenciales no pueden aplicarse en su estado puro directamente sobre la piel, ya que están altamente concentrados y pueden quemarla. Antes de aplicarlos es necesario diluirlos en otros aceites -conocidos como aceites bases, como el de almendra, cáñamo, moringa, oliva...- o en agua. Los aceites esenciales no deben ingerirse, salvo con prescripción de un facultativo. No deben entrar en contacto con los ojos. En caso de hacerlo es necesario lavarlos con abundante agua, evitando tocarse con las manos. Se desaconseja uso para mujeres embarazadas y madres en época de lactancia.

Los aceites esenciales, poderosos concentrados de energía vegetal, son un auténtico elixir de bienestar. Su uso aporta tranquilidad y equilibro gracias a su aroma, al tiempo que sus propiedades purifican e hidratan la piel, despertando su resplandor natural. No todos los aceites son iguales ni se utilizan de la misma forma.

Vía tópica (a través de la piel) - Diluir siempre en otros aceites base, antes de aplicarlo en la piel
Al ser ricos en vitaminas y en ácidos grasos insaturados, hidratan y nutren la piel en profundidad. También permiten la penetración de los activos benéficos en la dermis y en la epidermis. Contrariamente a lo que pueda parecer, se trata de sustancias que no dejan una sensación grasa en la piel. Por eso se les llama comúnmente aceites secos. La piel queda aterciopelada y resplandeciente en cuestión de segundos. 

Vía respiratoria (a través del olfato)
Hoy en día, es bien conocido el efecto relajante de los aceites esenciales. Su uso habitual, es a través de difusores de aromas.

Vía oral (a través del sistema digestivo) - Consultar siempre con un profesional.

Más

ACEITES VEGETALES Y ESENCIALES BIO - PUREZA 100%  Hay 30 productos.

por página
Mostrando 1 - 12 de 30 items
Mostrando 1 - 12 de 30 items